MIL GRULLAS POR JAPON EN EL NIEMEYER

Como muchos ya sabéis, el sábado 26 y domingo 27 del pasado mes de marzo, nuestra Asociación Nihon Yûkôkai participó en los actos de inauguración del Centro Niemeyer en Avilés, colaborando junto a la Asociación juvenil Mangastur en la actividad “1000 grullas para Japón”. Un acto solidario que surgió a iniciativa del centro en coordinación con Casa Asia y la Fundación Japón, en una búsqueda por mostrar el apoyo de la sociedad asturiana al pueblo japonés tras los duros acontecimientos sufridos.

La grulla, símbolo de fortuna y longevidad en la cultura japonesa, es probablemente la figura de origami más famosa, existiendo la tradición de elaborar y reunir mil, engarzadas en una colorida guirnalda, para que de este modo sean concedidos deseos de salud y paz.

Con el objetivo de reunir este millar de grullas, la actividad comenzó el sábado a las cinco en el espectacular escenario que supone la cúpula del Centro Niemeyer,  junto a las demás actividades que se celebraron con motivo de la inauguración. Durante toda la tarde del sábado, y el domingo desde las doce del mediodía hasta las seis,  miles de personas pasaron por el lugar y se animaron a unirse a nosotros para elaborar las grullas de origami. Niños y adultos mostraron su entusiasmo y sus buenos deseos, mientras aprendían con los voluntarios de ambas asociaciones los pasos  para elaborar sus propias grullas de papel.

 

Finalmente, el objetivo se cumplió y se elaboró una guirnalda de colores con más de mil grullas, cuyo destino fue viajar a Japón a través de Casa Asia y la Fundación Japón, para mostrar el apoyo y la solidaridad de todos los asturianos, representados ese fin de semana por los asistentes a los actos de inauguración del Niemeyer. La actividad también sirvió para hermanar al centro con la Nihon Yûkôkai y con Mangastur, con quien ya habíamos colaborado anteriormente y con la que sin duda volveremos a hacerlo. Todo un éxito de colaboración y voluntariado que esperamos sirva para mejorar el ánimo de los japoneses en estos momentos de dolor y esfuerzo.

Desde aquí, mostrar nuestro agradecimiento a Casa Asia, Fundación Japón y al Centro Niemeyer por esta fantástica iniciativa, así como a este último el habernos hecho partícipes del proyecto en el irrepetible marco que supone el centro cultural internacional. También agradecer la buena disposición, el esfuerzo y el entusiasmo de los jóvenes de Mangastur, espléndidos compañeros en esta actividad. Y por último, gracias a todas las personas que nos acompañaron ese fin de semana y sin cuya participación no habríamos alcanzado el objetivo. Cada una de las grullas que ese sábado y domingo elaboraron han viajado miles de kilómetros, llegando a Japón junto a sus buenos deseos de recuperación.

Anuncios

There are no comments on this post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: